Posteado por: diariodelgallo | septiembre 29, 2008

Una familia honorable de Rafael Cuevas Molina

 

Por Vanessa Núñez Handal
– ¿Porqué nuestra sociedad preserva el status quo? ¿Existe alguna posibilidad de cambio? -parecen ser las preguntas que Rafael Cuevas Molina busca responder a través de su novela “Una familia honorable”.

De narración fluida y prosa sencilla de leer, esta novela relata la historia de una “familia honorable”, fundadora de la ciudad de Guatemala, cuya decadencia se evidencia en la antigua casa ubicada en el centro de la ciudad, en la que viven la decrépita tía Edith y su hijo Robertito, un muchacho de 27 años que padece retraso mental, y que se ha convertido en su única compañía.

Los años han transcurrido y los sobrinos, que venían a corretear y brincar por los pasillos de la inmensa casa cuando los abuelos aún vivían, la han olvidado. Con excepción de Gerardo, su sobrino adinerado, que cuida de ella y se ha convertido en su único paño de lágrimas.

Metido a sicario en los órganos de represión estatales de la dictadura establecida durante el conflicto armado, ahora se murmura de él -por envidias o por pura mala voluntad, según la tía Edith- que anda metido en negocios ilícitos que le permiten un nivel de vida desmesurado.

Esta novela constituye una crítica voraz a la sociedad guatemalteca actual. En ella, el autor hace un recuento de diversos sucesos históricos que fueron determinantes para modificar la composición social de Guatemala, y que colaboraron en la aparición de personajes actuales como el nuevo rico, el guardaespaldas, los niños prepotentes, el ama de casa que prefiere no saber los pormenores de las ocupaciones del marido, el exiliado lleno de añoranza por un país que sin haber cambiado mucho, le resulta desconocido y lo repele.

Los diversos personajes que componen la familia -tíos, abuelos, primos, nietos- muestran un estereotipo social importante y en su interior se suscitan los antagonismos que aún hoy polarizan a este país. La derecha y la izquierda, como únicas opciones en el quehacer político de Guatemala, son dibujadas con gran maestría por el autor, sirviendo la novela como un testimonio del recuento de los daños, bajo la lupa del tiempo y de los acontecimientos actuales.

Dos personajes destacan en la novela por su fuerza propositiva: Gerardo y su esposa “Patty, Chula”.

Gerardo, producto de un hogar afectado por la violencia y el abuso físico, decide en su adolescencia reivindicarse ante su familia, buscando medios fáciles para sobresalir. A temprana edad se incorpora a los cuerpos paramilitares, lo cual le permite ganar poder y obtener información que anticipa los acontecimientos que en la década de los 80 viviría una Guatemala amedrentada y disuadida de participar en cualquier evento político. Desocupado al término del conflicto, decide involucrarse en negocios “más rentables” como el narcotráfico, en el cual consigue obtener un éxito financiero que le permite a él y a su familia, escalar dentro de la sociedad hasta un lugar privilegiado de autos último modelo, clubes privados, guardaespaldas, condominios de lujo, y más.

Su esposa, por su parte -irónicamente denominada “Patty, Chula”- llevada más por la curiosidad que por un verdadero deseo de verdad, comienza a indagar en el pasado oculto de su marido, de quien no sabe nada, o sólo lo que le resulta conveniente. Logra así contactar a Ricardo, el primo exiliado y afectado por la muerte de su hermano Juan, quien sin conocer su identidad le revela gran parte de la verdad, provocando en ella una crisis existencial que termina por resolver de la manera menos esperada pero, a juzgar por nuestra realidad actual, la más obvia.

Una excelente novela publicada por F&G Editores (2008), que revela con altos grados de ironía y humor, el entretejido y las causas de la situación actual de nuestras sociedades.

Rafael Cuevas Molina nació en Guatemala y reside actualmente en Costa Rica, donde trabaja para el Instituto de Estudios Latinoamericanos de la Universidad Nacional, es docente para la Maestría en Estudios Latinoamericanos y el Doctorado en Letras y Artes en América Central.

Además, ha publicado las siguientes novelas: “Vibrante corazón arrebolado”, “Al otro lado de lluvia”, “Los rastros de mi deseo”, “Pequeño libro de viajes”, “Recuerdos del mar”, y un poemario: “Crónicas del centro que resplandece”. También ha sido autor de varios libros sobre cultura centroamericana.

Anuncios

Responses

  1. Soy costarricense y conozco de cerca al maestro Cuevas. Celebro que su estimable talento sea de provecho tanto para sus connacionales como para los ticos.

  2. Tengo la revista Tierra Firme y estoy investigando el Bolívar en Sandino del profesor Rafael Cuevas Molina. Una vez que lo haga, monto el trabajo en mi blog:

    wwwpertinentes.blogspot.com


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Categorías

A %d blogueros les gusta esto: