Posteado por: diariodelgallo2 | octubre 23, 2011

UN LUGAR IGUAL… PERO DISTINTO de Adolfo Mazariegos

Por Mario Cordero Avila/LaHora.

En éste, Mazariegos utiliza su habilidad para fantasear y para crear una decena de cuentos que, aunque tengan un tinte realista, son fantásticos, por el tratamiento de las historias, que usualmente rayan en situaciones incoherentes, pero que, sin duda, suelen suceder.

Éste es un primer rasgo: la aparente incoherencia lógica de los relatos, incluso para rayar el absurdo. En este ámbito, el autor aprovecha para centrar su historia y acaparar la atención del lector, quien se encuentra con relatos novedosos y que se alejan del quehacer diario.

En una segunda característica, los finales de los cuentos son abruptos, como un despertar súbito de un sueño, y que contrasta con el tono fantasioso de los cuentos. El final de golpe de las narraciones hace que el lector caiga en una realidad, lo que, a mi entender, sirve en un aparente objetivo del autor para que el lector choque entre fantasía y realidad y generar, así, una reflexión.

Una tercera característica de estos cuentos es la capacidad de los detalles, sobre todo en las descripciones. Si bien, estos detalles son muy localistas y en especial el lector actual no es muy del gusto de las descripciones, sobre todo si éstas son ociosas, en “Un lugar distinto…” podría fungir como un buen detalle.

LITERATURA FANTÁSTICA

Volviendo a la primera característica, sobre lo fantástico o incoherente de la situación narrada, por ello es que “Un lugar distinto…” podría enmarcarse dentro de la llamada literatura fantástica, que Tzvetan Todorov, en su “Introducción a la literatura fantástica”, definió como un momento de duda de un personaje de ficción y del lector implícito de un texto, compartido empáticamente. Los límites de la ficción fantástica estarían marcados, entonces, por el amplio espacio de lo maravilloso, en donde se descarta el funcionamiento racional del mundo y lo “extraño” o el “fantástico explicado”, en el que los elementos perturbadores son reducidos a meros eventos infrecuentes pero explicables. Contra la definición amplia de lo fantástico, esta definición presenta la debilidad de ser demasiado restrictiva. Se han propuesto diferentes reformulaciones teóricas que intentan rescatar el núcleo de esta definición con diversas salvedades.

SEMBLANZA

Mazariegos es un guatemalteco, politólogo egresado de la Universidad de San Carlos de Guatemala y con estudios en derecho por la Universidad Rural. Ha ejercido la docencia a nivel medio, impartiendo, entre otros cursos, el de literatura. Forma parte del consejo editorial de la revista literaria Utopolis, de la cual es miembro fundador. Algunos de sus cuentos cortos han aparecido en antologías y revistas culturales. Ha publicado “Régimen de Convención” (2004), traducido al inglés (2005), y los libros de cuentos “Engranajes” (2006) y “El espejo” (2007).

Anuncios

Responses

  1. Felicitaciones al autor por tu vena literaria. A seguir soñando se ha dicho. Cordialmente, Chente.


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Categorías

A %d blogueros les gusta esto: